Bienvenido(a) a Crisis Energética viernes, 29 mayo 2020 @ 08:33 CEST

La industria del petróleo está acabada (y la siguiente será la economía)

  • viernes, 15 mayo 2020 @ 12:48 CEST
  • Autor:
  • Lecturas 198
Artículos

(Publicado originalmente en el blog del autor. Texto principal traducido por Txema Isábal, gráficas traducidas por Pedro Prieto y revisión por Manuel Casal Lodeiro. Publicado con permiso.)

"Se acabó la partida para la mayoría de la industria petrolera de EE. UU. Los precios se han derrumbado y los almacenamientos están casi completos. La única opción para muchos productores es cerrar sus pozos. Eso significa que no hay ingresos. La mayoría tiene una deuda considerable, así que la bancarrota está próxima".

La mayoría de las personas, incluyendo a las encargadas de formular políticas y a las que se dedican a la economía, son incapaces de ver el papel que juega la energía y, por lo tanto, no pueden comprender del todo la gravedad o las consecuencias de lo que está sucediendo.

"La energía es la economía y el petróleo es la porción más importante y productiva de la energía. El consumo de petróleo de EE. UU. está en su nivel más bajo desde 1971, cuando la producción[1] era solo alrededor del 78% de lo que era en 2019. En la misma dirección que va el petróleo, va la economía: hacia abajo".

"El consumo de Estados Unidos ha caído alrededor del 30%, dese los 20 mmb diarios de enero a los 14 mmb de abril. El consumo de las refinerías ya es un 25% más bajo que en el primer trimestre del año y disminuirá aún más a medida que disminuya el consumo. Habrá refinerías que cerrarán".

"La mayoría de las refinerías estadounidenses requieren petróleo crudo intermedio y pesado que debe importarse. Pocas calidades de petróleo de los EE. UU. pueden usarse para producir diésel sin mezclarlos con petróleo importado. Esto se debe a que son demasiado ligeros para contener los compuestos orgánicos que se necesitan para fabricar diésel. Y rediseñar las refinerías no cambiará esto".

"El sistema mundial de extracción, envío y distribución de recursos naturales depende del diésel. A medida que se cierren las refinerías y se produzca menos diésel, habrá menores niveles de extracción de recursos naturales, menos fabricación y menos compra de bienes".

"El combustible diésel no se puede producir sin primero producir gasolina. Estados Unidos tiene un superávit de gasolina desde finales de 2014 y el superávit actual es el más alto de los últimos 5 años".

Figura 2. El inventario comparativo de gasolina de EE. UU. Ha aumentado 30 millones de barriles desde el 20 de marzo a un nivel récord de 28.4 millones de barriles más que el promedio de cinco años. Fuentes: EIA y Labyrinth Consulting Services, Inc.

"La demanda de diésel es menos elástica que la demanda de gasolina debido a su papel crítico en el transporte pesado. ¿Qué pasará con el exceso de gasolina producida si se llenan los depósitos de almacenamiento? ¿Se quemará?"

La lectura del artículo completo, pueden realizarla, aqui.

(15 15 15 - Revista para una nueva civilización)