Bienvenido(a) a Crisis Energética sábado, 07 diciembre 2019 @ 08:23 CET

«La fracturación hidráulica es mucho más abrasiva y violenta»

  • Autor:
  • Lecturas 2.486
Artículos Gara, 2011 noviembre 12

Diego Di Risio (Investigador del Observatorio Petrolero Sur)

Nacido en Buenos Aires (1984) y licenciado en Ciencias Políticas, Diego Di Risio conoce de cerca los efectos de la fracturación hidráulica, un método de extracción de gas del subsuelo que el lehendakari Patxi López pretende emprender en Araba. Di Risio advierte sobre sus riesgos medioambientales, debido a las grandes cantidades de agua que necesita y las sustancias químicas que emplea.

El lehendakari Patxi López ha anunciado recientemente la existencia de una bolsa de gas no convencional o gas pizarra (shale gas) en el subsuelo de Araba. La noticia se hizo pública en su viaje a EEUU, donde tienen una larga experiencia en lo que a la extracción de gas no convencional se refiere. Para ello, utilizan el sistema denominado fracturación hidráulica o fracking. López ha decidido instaurar la novedosa técnica en Gasteiz. La base de este sistema de extracción de gas consiste en realizar pozos horizontales para luego insertar agua y productos químicos a presión. Así se consigue quebrar las rocas para posteriormente extraer el gas.

El innovador fracking en cambio, no resulta una novedad para Diego Di Risio, investigador del Observatorio Petrolero sur, que conoce de cerca el método y sus consecuencias. Consecuencias que tilda de preocupantes y agresivas para el medio ambiente. A pesar de ello, Repsol YPF ha anunciado esta misma semana que invertirá 400 millones de dólares (casi 300 millones de euros) en el reciente descubrimiento de petróleo no convencional en Argentina.

El 14 de octubre el lehendakari Patxi López anunciaba que hay unos yacimientos de gas pizarra en Araba. ¿Cómo ha sido el proceso del fracking en Argentina?

En diciembre de 2010 Repsol anuncia el hallazgo de un gran yacimiento de gas no convencional y en octubre informa que ya está extrayendo 5.000 barriles diarios. El proceso fue extremadamente rápido, algo que no hemos visto con el petróleo y el gas convencional, donde se necesitan dos o tres años.

Hoy en día para Argentina esto es muy nuevo, como antecedente a nivel mundial está la experiencia de EEUU con diez años de explotación. Ahí es donde basamos nuestra posición ante la implantación de este tipo de industrias, debido a la contaminación que generan. En este sentido, Argentina está considerada tercera reserva global de gas no convencional. Todo parece bastante amenazador.

Se conocen algunos impactos que este proyecto tiene en países en los que ya se ha implantado. Por otro lado, menciona que Repsol YPF es una compañía bastante conocida en Argentina por sus impactos sociales y al medio ambiente. ¿Cuáles son esos impactos?

No sólo Repsol YPF, también empresas como Pan American Energía o Ipsen OC, una empresa china especializada en explotaciones «of shock», que es otra nueva frontera que Argentina está desarrollando en los últimos años.

Al mismo tiempo, Argentina conoce muy bien cuáles son los impactos de la explotación convencional. Hace ya 100 años que se están extrayendo hidrocarburos en el Argentina. La instalación de un yacimiento en Loma La Lata, donde habitaban antes comunidades del pueblo mapuche, provoca que en 1995, cuando comuneros de la comunidad de Painemil estaban haciendo pozos para extraer pasta de agua de las napias freáticas, descubren que el agua prende al acercarle un fósforo. Esta es la única fuente de agua dulce que tienen en la meseta de Neuquén, donde hay una ausencia total de servicios sanitarios, de educación e incluso de agua potable. Los comuneros logran, después de una lucha de años y procesos judiciales para obligar al estado a proveer agua potable, que una consultora alemana les haga un estudio de impacto ambiental, social y cultural. Los datos que aporta son contundentes: el suelo y el aire están contaminados. El estudio constata también una cantidad muy por encima de la media de cáncer, abortos y malformaciones.

Con los métodos no convencionales se está viendo una mayor velocidad de los impactos. Lo que antes tardaba 25 años en manifestarse, en menos de 10 años está mostrando esas mismas consecuencias. En el caso en EEUU, hay una carencia de información, por lo que los informes de empresa no contienen todos los químicos que usan. Los que se conocen son los que la gente ha ido recogiendo en los mismos pozos o mediante informes que se han filtrado. Se sabe que muchos de los químicos que se usan son cancerígenos a niveles de toxicidad muy altos siendo una amenaza muy alta para la población, las. Es más violento.

La denominación de fractura hidráulica supone la necesidad de mucha agua. ¿En que consiste este método?

La extracción con esta nueva técnica se hace, a diferencia del petróleo convencional, que es un pozo vertical que va directamente al yacimiento, mediante un pozo vertical. De allí se hacen pozos horizontales que tienen pequeños agujeros donde al insertarle agua y químicos, permitan ir quebrando las transformaciones de esquisto para extraer gas. Si bien la explotación petrolera es un tipo de minería, esto es mucho más palpable, es mucho más abrasivo.

En Argentina ¿Qué gestión se hace del agua contaminada?

La Secretaría De Energía dice que el agua de formación, que es el agua que está presente en los yacimientos convencionales junto al petróleo y al gas, es un agua hipersalina muy contaminante en toda la etapa de perforación de pozos. La amenaza de contaminación es mayor por lo que tendría que ser tratada y reinsertada en los pozos. Lo que nosotros en cambio hemos visto es que generalmente es vertida al ambiente, o se hacen pozos y se tira, con lo cual directamente se escurre al yacimiento. Por ejemplo, el Parque Nacional Calilegua en el norte de Argentina, donde el Estado nacional tiene una explotación petrolera hubo que obligar a la empresa a reinsertar las aguas de formación, porque las estaba virtiendo directamente a los arroyos.

Lo que vemos es que con la instalación de petroleras se procede a una violación directa de derechos humanos. Tenemos derecho a un medio ambiente sano.

Cada vez se invierte más en nuevas formas de extracción. Recuerda un poco al boom de los biocombustibles.

En Francia han iniciado el mismo proceso y es muy interesante ver cómo se ha movilizado la gente para informarse y cómo han levantado la voz. Finalmente, el Estado francés declara una moratoria sobre la fractura hidráulica. En Europa, Polonia es el mayor foco de inversión de reservas. Parece ser un nuevo escenario que se abre y es preocupante, ya que tiene muchos costes ambientales y sociales. Pero al mismo tiempo, en cuestión energética, es una reducción notable de los convencionales.

Desde el observatorio petrolero del sur ¿Cómo plantean su posición?

Nosotros queremos ayudar a divulgar todos estos impactos de la industria petrolera y los riesgos que plantea medio ambiental y socialmente. Trabajamos con comunidades indígenas que estén resistiendo a todos estos avances, y en otras regiones afectadas. Por otro lado, trabajamos a nivel global, la explotación del petróleo no es solo problema de Argentina, la cuestión del cambio climático es algo que afecta a todos. Abogamos por una moratoria de las nuevas áreas de exploración de técnicas no convencionales y convencionales, que se deje el petróleo en el subsuelo.
toxicidad

«Muchos de los productos químicos que se usan son cancerígenos a niveles de toxicidad muy altos, siendo una amenaza para la población. Es más violento»
moratoria

«El cambio climático nos afecta a todos. Por eso abogamos por una moratoria de las nuevas áreas de explotación convencionales y no convencionales»
Imprimatu