Bienvenido(a) a Crisis Energética sábado, 14 diciembre 2019 @ 08:05 CET

Las grandes se desesperan: petróleo con energía nuclear

  • Autor:
  • Lecturas 4.958
Artículos Por Jerome a Paris, en Daily Kos:

Total podría emplear energía nuclear para producir petróleo (WSJ, con suscripción)

"El gigante petrolero TOTAL SA, en medio del incremento de los precios del petróleo y el gas natural, está considerando construir una planta nuclear para extraer petróleo ultra pesado de las vastas extensiones de arenas asfálticas al oeste de Canadá.
Esto llega cuando los precios del petróleo –empujados aún más al alza por el huracán Katrina y ahora por la amenaza del huracán Rita- están removiendo las prolongadas dudas sobre la rentabilidad a largo plazo de la extracción de las melazas del petróleo de las arenas, a pesar de que el producto resultante es mucho más caro de producir y enriquecer que el crudo convencional. Al mismo tiempo, los precios del gas natural –que es la fuente energética básica con la que se producen el vapor y la electricidad necesaria para separar de la arena el viscoso petróleo- se han incrementado un 45% durante el año pasado. Esto es lo que está empujando a TOTAL, que tiene permisos en grandes campos de Alberta que contienen arenas asfálticas, a considerar la construcción de su propio reactor nuclear y emplear la energía producida para conseguir hacer el trabajo."

Comentario de Jerome a Paris:
Esta noticia es interesante por dos cosas: el regreso mundial a la energía nuclear y las asombrosas inversiones necesarias para desarrollar las arenas asfálticas canadienses. Ninguna de las dos son señales de que se vaya a volver a la era del petróleo barato…


Continúa la noticia:
"… El interés de Total es el último signo de que la energía nuclear regresa a nivel mundial. Finlandia encargó en el 2003 un nuevo reactor, el primer pedido de estas características en los últimos 13 años. Francia ya ha elegido en Normandía un sitio donde construir un reactor. Los EEUU no han encargado ningún reactor en las últimas tres décadas, pero la industria está hablando seriamente de un resurgimiento animados por la administración Bush y el incremento del precio de los combustibles fósiles …
Total está confiando en Areva SA, la empresa de ingeniería nuclear dirigida por el estado francés, para definir qué tipo de reactor debería satisfacer ese tipo de demanda en Canadá. La investigación está centrada en un tipo de reactor de menor tamaño que los empleados en generar electricidad para redes de grandes ciudades.
Areva dijo que las conversaciones con Total están centradas en un nuevo modelo conocido como Reactor de Alta Temperatura, con una capacidad de unos 500 Mw, que es un tercio del tamaño de un reactor tradicional. A Areva también se han acercado otras compañías petroleras, pero las conversaciones están más avanzadas con Total, dijo el director de operaciones internacionales de la compañía y marketing Jean-Jacques Gautrot."

Comentario:
Areva, el constructor francés de plantas nucleares (y contratista de la nueva planta en Finlandia), ha firmado recientemente un acuerdo con Constellation Energy para preparar las bases de la construcción de nuevos reactores nucleares en EEUU. También se están ofertando para obtener nuevas tajadas nucleares en China.
He escrito todo lo que sé sobre energía nuclear en este diario: Nuclear energy in France - a Sunday special, donde se describe cómo funciona, cómo se almacenan los residuos (y cómo serán almacenados durante mucho tiempo), y cómo se contabilizan los costes. No estoy intentando vender la energía nuclear como una cura total del tema energético, pero es ciertamente mejor que el carbón para satisfacer la demanda básica (todavía la principal fuente de electricidad en los EEUU, Inglaterra y Alemania), está más liberado de emisiones de carbono y cuando funciona correctamente, como es el caso de Francia, es muy barato. En contra de esto está el problema, aunque manejable, del almacenamiento de los residuos radiactivos contaminantes durante largos periodos de tiempo, el riesgo (pequeño pero impredecible) de un gran accidente y el alto coste por anticipado (en dinero y energía) de la inversión inicial. En balance, la energía nuclear debe permanecer como parte de nuestro abastecimiento energético, pero sólo como una parte y principalmente como una alternativa a las plantas de generación por carbón.
Pero volvamos a las arenas asfálticas:


Continúa la noticia:
"… En Canadá, TOTAL posee la mitad de los permisos sobre las arenas asfálticas y aún tendrá asegurado más petróleo pesado con la compra de Deer Creek Enegy Ltd., localizada en la misma provincia oriental. TOTAL dijo que tiene previsto invertir 7.000 millones de dólares en Deer Creek además de los 1.400 que pagaría por ella. La compañía francesa dijo que su intención era producir cada día 200.000 barriles de crudo pesado, que es el 8% de la producción actual global de TOTAL.
Las arenas asfálticas de Canadá contienen 174.000 millones de barriles de reservas recuperables, el segundo yacimiento mundial más grande del planeta detrás de los de Arabia Saudita, según las estimaciones del gobierno canadiense.
Las arenas asfálticas, una mezcla de arena y un petróleo en forma de alquitrán conocido como bitumen, fueron descubiertos hace ya más de un siglo pero su producción sólo se ha considerado económica hace pocos años con el incremento de los precios del petróleo. Además de la planta nuclear los productores están considerando quemar los residuos de las arenas asfálticas junto con carbón como una alternativa al gas natural para conseguir el vapor necesario para la extracción.
El Sr. Derricarrère dijo que una central nuclear podría ayudar a TOTAL a cumplir tanto con las limitaciones sobre las emisiones de CO y gases de efecto invernadero. Aunque generan elementos tóxicos, la basura radioactiva, los reactores nucleares no emiten este tipo de gases que los científicos consideran que contribuyen al calentamiento global."

Comentario:
Detrás de estas palabras se ocultan dos cosas:
- Convertir las arenas asfálticas en algo aprovechable es un proceso muy sucio, que requiere un gran tratamiento industrial e incorporar grandes cantidades de energía. Así que no sólo se necesitan las arenas, sino también gas natural o alguna otra fuente energética para conseguir un petróleo muy caro, a pesar del incremento internacional de los precios.
- Con los números mostrados más arriba, nos encontramos ante un sorprendente y costosísimo esfuerzo. Consideren que TOTAL dice que va a gastar 8.000 millones de dólares para construir una capacidad de 200.000 b/d, que con los precios actuales tienen un valor de 2.000 millones de dólares, pero sólo equivale al 1% del consumo diario de EEUU. Imaginen cuánto más se necesitaría gastar para conseguir obtener los volúmenes necesarios que satisfagan la sed insaciable de petróleo norteamericana. El gráfico también muestra que la producción de Canadá de arenas asfálticas no alcanzará un volumen significativo ni en los próximos 10 o 15 años, llegando apenas hasta el 3 o 4% de la producción mundial (y menos de un tercio de las actuales importaciones de EEUU), así que no será bastante para modificar sustancialmente la producción petrolífera mundial. Aunque es cierto que se crearán unas cuantas fortunas más en Alberta y mucha prosperidad en los alrededores de Calgary, pero en absoluto resolverá la crisis del petróleo que tenemos a las puertas.


Continúa la noticia:
"... Un portavoz de la empresa canadiense Imperial Oil, socio de Exxon Mobil Corp. y que opera algunas de las mayores extracciones mundiales de arenas asfálticas, dijo que ya se había considerado en el pasado la opción nuclear pero no se llevó a cabo por los abultados costes y los desafíos tecnológicos que comportaba.
Shell Canada Ltd. dijo que no está considerando la energía nuclear en sus planes sobre las arenas asfálticas. No obstante, la compañía dijo estar pensando la posibilidad de convertir la asfaltina, crudo extra pesado, en combustible para ahorrar en su factura de gas natural."

Comentario:
Así que todavía hay mucho escepticismo en la industria. En su conjunto esta situación muestra la desesperación de las compañías petroleras a la hora de enfrentarse con las menguantes reservas, pues no se tiene acceso a los países que todavía tienen petróleo y cada vez se incrementan más los costes de producción de los volúmenes de petróleo en las áreas centrales de las grandes compañías no nacionales.
Además, esta situación demuestra que aquellos que nos están diciendo que se volverá a un petróleo a 40$ nos están mintiendo, son desesperadamente ingenuos o no se dan cuenta de esas preocupantes tendencias. El FT publicó un artículo llamado Storm over the oil industry que salió a la luz justo cuando el huracán Katrina y sobre el que no encontré una oportunidad para poderlo comentar:


Extracto del artículo:
Al problema de los costes no se le ha prestado la misma atención que a los huracanes, los atentados terroristas a la producción de petróleo o la menguante capacidad excedentaria de Arabia Saudita y la insaciable sed de energía de China y los EEUU. Pero la inflación de los costes se está viendo como una razón significativa de porqué los precios están tan altos y como un signo de que podrían permanecer así durante los próximos años. Stanford Bernstein espera que los costes de producción de un único barril de petróleo se incrementen un 9% en un año, pasando de los 22$ del presente año a los 36$ en el 2010. Además, el coste de encontrar y producir los llamados ‘barriles marginales’ –más allá de los cuales la actividad deja de ser rentable- podría doblarse hasta los 60$ durante el mismo periodo. La incertidumbre sobre cuánto podrían costar los nuevos proyectos condujo a que este mes Goldman Sachs incrementara su predicción a largo término sobre el barril de petróleo desde los 45$ el barril hasta los 60$.


Gráfica sobre las previsiones de los costes por barril y su precio























Gráfica a largo plazo de los precios y los costes marginales






















Comentario:
Las únicas palabras que vienen a mi mente son 'desesperados' y 'jodidos'.