Bienvenido(a) a Crisis Energética martes, 12 diciembre 2017 @ 18:56 CET

Una tecnología española para las redes ultrarrápidas

  • Autor:
  • Lecturas 1.012
Artículos

Ya en otras ocasiones hemos hablado de la relación entre las redes de comunicaciones y las redes de energía y su lógica evolución en redes inteligentes de energía y comunicación. Hoy presentamos una iniciativa propuesta para la Agenda Digital para España, que organiza el Ministerio de Industria y que se encuentra actualmente en fase de consulta pública. Esta propuesta, presentada por el doctor ingeniero industrial José Morales Barroso, propone desarrollar una tecnología española para redes ultrarrápidas "Universal Ethernet".

La grave situación de crisis en la que nos encontramos hace imprescindible pasar hoy, sin más dilación, de los enfoques preliminares y las palabras a los hechos tangibles y las realidades. Esta es una propuesta concreta para desarrollar en España una sólida tecnología de base para las "Redes Ultrarrápidas de Nueva Generación". El informe "Una agenda de crecimiento para España" de la cátedra McKinsey, da pautas, en línea con esta propuesta, para generar nuevos empleos sostenibles. Se apoya en aplicar las medidas adecuadas en cada sector de la economía, en particular las TICs, que representan la verdadera "fábrica" de crecimiento de empleo, siendo clave por su impacto colateral en la productividad de otros sectores. En España éstas crearon, entre 1995 y 2005, menos del 5% del empleo, mientras que en Europa fue más del 15%, y con los niveles de USA se podrían crear hasta 2,5 millones de puestos de trabajo. Para hacer esto realidad es imprescindible liderar las áreas de futuro, siendo estratégicas las redes ultrarrápidas de nueva generación. Se trata de realizar acciones muy orientadas, para que los esfuerzos y las inversiones se hagan de la forma más eficaz, efectiva y eficiente posible, pues no existe otra alternativa para salir de la gravísima crisis en la que nos encontramos.

El sistema Universal Ethernet (UETS), es un invento español reconocido en el ámbito internacional que está protegido por patentes en España (Patente Española 2.246.702 B2), y en los Estados Unidos de Norteamérica (U.S. Pat. 7,710,936 B2). Esta innovación tecnológica permite superar muchos de los problemas de la actual Internet, basada en técnicas desarrolladas en el periodo de 1974 a 1983, que ya han alcanzado sus límites. Internet se ha quedado sin direcciones IPv4, lo que implica la evolución a IPv6, la velocidad de acceso ha aumentado un 50% en tres años, el tráfico global de sus 2.000 millones de usuarios creció más de un 33% en 2011, y deberá soportar las nuevas aplicaciones de movilidad, video y computación en la nube (Cloud Computing), enormes consumidores de banda ancha. Para afrontar este crecimiento, es necesario “Reinventar Internet” desplegando las “Redes Ultrarrápidas de Próxima Generación”, que actualmente están en plena fase de investigación y desarrollo en todo el mundo.

La gran ventaja de esta tecnología es que podría reducir enormemente el consumo de energía de las redes ultrarrápidas y al mismo tiempo solucionar el problema de las direcciones de los diferentes protocolos IP, además de disminuir la complejidad de la gestión de estos protocolos.

Invitamos a nuestros lectores a que comenten la propuesta en la página indicada, y de esta manera contribuyan a su divulgación y a aumentar las posibilidades de que sea tenida en cuenta.