Bienvenido(a) a Crisis Energética sábado, 04 julio 2020 @ 16:29 CEST

Bush se dirige a los consumidores norteamericanos

  • lunes, 26 septiembre 2005 @ 22:03 CEST
  • Autor:
  • Lecturas 2.632
Noticias El weblog colectivo The Oil Drum dedicaba un interesante comentario, titulado "ExxonMobil: Protecting themselves from the inevitable" al anuncio que ha publicado Exxon en los principales periódicos USA, pidiendo a los consumidores que ahorren gasolina. Esta es una campaña de relaciones públicas más orientada a mejorar la imagen de la compañía y combatir la percepción generalizada de que las grandes petroleras (no sólo ellas como recuerdan en el blog, también las refinerías) se están enriqueciendo a costa de la reciente escasez de gasolina en USA. Tal como recuerda un usuario de ese sitio, el hecho de que cada cuatrimestre anuncien beneficios record no ayuda precisamente a combatir esa percepción.

Hoy lunes 26, el presidente de los (por ahora Unidos) Estados ha dado un paso, es un pequeño paso, pero muy grande para la humanidad, nos dijeron en su día los propagandistas de la carrera espacial. Algo parecido dirán mañana los optimistas de cejas chamuscadas, es sin duda un pequeño paso pero un gran paso para Toyota.

Nuestro pequeño gran hombre, para ser justos ya había pedido a sus subditos con anterioridad prudencia: Americans should be prudent in their use of energy during the course of the next few weeks [ los americanos "deberían" ser prudentes en su uso de la energía "en las próximas semanas" las comillas son nuestras ] pero hoy Lunes menciona expresamente la gran palabra.

Bush urges gas conservation: "Bush urge al ahorro de gasolina" es la noticia que publican diferentes medios norteamericanos, citando en su mayoría la noticia de Reuters que vinculamos más arriba y de la que extraemos las declaraciones del hombre fuerte de USA.

El populista Bush dijo que los cerca de 1.800.000 barriles diarios perdidos en capacidad de refino después de los últimos huracanes serán recuperados muy pronto pero urgió a los conductores a ahorrar gasolina en la medida de lo posible [...] Se espera que dos grandes refinerías de Port Arthur propiedad de Valero y Total respectivamente permaneceran fuera de producción por reparaciones como mucho un mes [según The Oildrum entre quince días y un mes, pero al menos por unos días, y esto es lo que no dicen los medios y lo que realmente motiva las declaraciones de Bush es que incluso aquellas instalaciones energéticas (refinerías, gasoducutos, plataformas, etc..) que no han sufrido daño alguno tienen un paro técnico de unos días por que no es posible evacuar al personal y parar la actividad sin interrumpir al menos unos días la producción. No es posible traer a los trabajadores de vuelta y reanudar la producción como quien pulsa un interruptor even in the best case scenario, it will take "10 to 14 days" days to return refineries to full operations.

Dijo también que continuará la suspensión [recordemos que era y se supone que sigue siendo temporal] de las leyes antipolución sobre la gasolina y de la Jones Act (al parecer una ley que prohibe que buques extranjeros transporten petróleo entre puertos nacionales)

Estamos dispuestos a utilizar las reservas estratégicas para mitigar cualquier caída que afecte a nuestros consumidores, continúa nuestro amigo dirigiendose no a sus ciudadanos con ciertos derechos políticos formales, sino a sus consumidores que son un nuevo sujeto político con el innegociable y sagrado derecho a seguir consumiendo: que afecte por tanto a nuestro [sagrado] derecho a consumir.

Las tormentas han mostrado lo frágil que es el equilibrio entre oferta y demanda [...] "mientras tanto" los consumidores americanos deberían "intentar" conservar tanto combustible como "les sea posible" [y de nuevo las comillas son nuestras pero el sarcasmo es sólo mío] los funcionarios [ que no el sector privado] será "animado" a utilizar los coches compartidos y el transporte público [...]

Finalmente el hombre fuerte de USA acaba con un bonito lapsus Las personas necesitan reconocer que la tormenta ha causado una interrupción [temporal, naturalmente].